Carta al ciudadano Felipe de Borbón

Estimado Felipe,

Espero, en primer lugar, que sepas disculpar mi trato llano. A mi mente, invadida por la lógica republicana desde que tiene uso de razón, le cuesta tratar con altezas y majestades fuera de contextos literarios, historia o fantasía. Si hubiera más diferencia de edad te trataría de usted, pero yo, aunque más joven, recuerdo haberte visto casi niño en televisión. Así que tú, para mí, eres Felipe. Yo me llamo Iván. Un placer.

Me dirijo a ti porque creo que a partir de este momento eres una persona clave en un proceso fundamental: el de la renovación de nuestro país. Como no te conozco más que por referencias lisonjeras de los hagiógrafos de tu familia, entenderás que me reserve un juicio más definitivo. No obstante, he decidido imaginarme que eres un patriota razonable. Una especie de más bien poca abundancia. A mi manera, yo también soy un patriota. Quiero lo mejor para mi país. Quiero que entre todos contribuyamos a crear un futuro brillante, justo y civilizado para la humanidad.

Te decía antes que soy republicano, de arriba abajo y de dentro afuera. No es por tu culpa. Ni siquiera —líbreme Newton— es culpa de tu padre. Algo de culpa tiene quien nombró a tu padre para el cargo que desempeña, pero ni ese es tan importante como para que yo pierda mi tiempo y te haga perderlo a ti citándolo. Soy republicano por lógica, porque creo que la soberanía, toda, reside en el pueblo.Porque respeto la inteligencia de mis conciudadanos y les creo capaces de comprender y de decidir por sí mismos sobre su destino.

Tú también eres parte del pueblo. Por eso no puedo rechazarte como persona, aunque perciba la institución que representas como una reliquia de tiempos peores —la crisis es muy dura, sí, pero seamos razonables. Y hablando de razón, creo que es a ti a quien debo dirigirme y no a la cabeza de tu monarquía. Tu padre ha hecho mucho por los que, de seguro, creía que eran los mejores intereses de su país. También se ha divertido lo suyo. Ha tenido una buena vida. Pero tú, yo y otros cuarenta y siete millones de españoles sabemos que ya no es quien era, y que su tiempo está por terminar.

¿Y entonces? España necesita refrescarse; unas nuevas bases, un nuevo comienzo. Hemos tenido suficiente barbarie, suficientes autócratas, suficiente incultura y poca esperanza. Hemos tenido algunos éxitos, qué duda cabe, pero los fracasos pesan mucho en nuestra memoria. Admiro a los republicanos de antaño, pero no supieron ver más allá. Honro a los que condujeron nuestra transición, pero sus miedos nos han anclado en un peligroso pantano. Tal vez nadie tuvo otra alternativa que hacer lo que hizo, lo mejor que pudo. Pero ahora, estoy convencido, llega un nuevo vértice del cambio. Quiero proponerte un trato. Un pacto conmigo, con nuestros conciudadanos, con la historia.

Tu padre abdicará pronto. Quizá tú mismo puedas convencerle para que abdique y empiece una vida más sincera. Entonces tú serás rey. Durante la ceremonia de tu coronación en el Congreso de los Diputados —más que nada por hacer la escena algo más dramática— renunciarás al cargo por ti y por todos tus herederos, a perpetuidad. Sugerirás a renglón seguido que se inicie un proceso constituyente para una nueva República, apelando a la responsabilidad de los representantes del pueblo e instándoles a abrirlo a la participación de todos los ciudadanos. Será, no me cabe duda, un momento difícil para ti. Tampoco me cabe duda de que oirás un aplauso extraño, como agarrotado, que se irá extendiendo y agrandando hasta convencerte, más allá de toda duda, de que habrás hecho lo correcto.

No te preocupes por tu vida posterior. Eres una persona muy preparada, pero bastará la repercusión del único acto de tu reinado para asegurarte una memoria perdurable. En mi pueblo hay un busto tuyo en lugar principal, colocado en virtud de tu título. ¡Gánatelo! Nadie, te lo garantizo, acudirá a tu puerta para indicarte el camino de salida de la nueva República Española. Permíteme además —como si no me hubiera tomado suficientes libertades ya— que te haga una sugerencia más. En cuanto te sea posible, preséntate como candidato a presidente. Tienes un buen currículum y bastantes posibilidades de que tus conciudadanos te elijan libremente. Quizá hasta pudieras convencerme para que te votara, aunque comprenderás que no te lo garantice.

Una última petición: cuando todo empiece de nuevo no olvides invitarme a comer. No tengo gustos caros. Unas migas manchegas pueden servir: conozco un par de sitios por mi tierra donde sabrán coronar —qué a propósito viene el verbo— esta pequeña aventura. ¿Hay trato?

Iván Rivera, ciudadano.

Anuncios

35 thoughts on “Carta al ciudadano Felipe de Borbón

  1. Yo firmo. Digo más, todo ciudadano que considere que ha llegado la hora de dar ese paso al frente, podría empezar a aplaudirle desde ahora como símbolo de nuestro apoyo a tal decisión.

  2. Ayyyyyy… que bonito sería si eso sucediese, Iván. Aunque me da que no va a pasar de un maravilloso sueño y Felipe seguirá la tradición borbónica a pies juntillas. Pero bueno, por soñar que no quede.

    Lo de presentarse a presidente de la República, mira, incluso tiene precedentes. Ahí está Simeón de Bulgaria que ganó las elecciones y todo. A ver si Felipe tiene co*****.

  3. Bonita carta a los Reyes (Magos), que suscribo, pero con todo mi respeto, bastante pueril. Me quedo con ésta frase:
    “Porque respeto la inteligencia de mis conciudadanos y les creo capaces de comprender y de decidir por sí mismos sobre su destino.”

    No nos engañemos, no seamos ilusos. Esto es España, seguimos siendo un país de charanga y pandereta como diría Machado; un país de hijos de puta, de ignorantes e incultos que alardean de ello como dice Perez Reverte; un país infame y cainita; de racistas y de xenófobos, de ignorantes e incultos; de garrulos y de borregos chovinistas, de futbol, de sálvame y gran hermano…

    La mayoría de nuestros conciudadanos son una manada de borregos, una masa acrítica, que vota sin conocimiento de causa. Aquí se vota de forma visceral como los hinchas o forofos de futbol, cuando eliges tu equipo favorito; como la que elege el color del vestido en la boutique o la marca de champú en el supermercado.

    Los resultados están a la vista desde hace 15 años para acá. Primero con fascista y prepotente del mostacho, que con su mayoría absoluta en el 2000 quiso reeditar el franquismo y con sus delirios de grandeza e ímpetu guerrero quería volver a los tiempos de Felipe II , cuando éramos un imperio “donde no se ponía el sol.

    Después a un bobo que no se enteraba de nada, que negó la crisis como Pedro negó a Jesús, y que en vez de rodearse de los mejores y tomar medidas, se rodeó de miembras de género para dedicarse a frivolidades varias. Para terminar con un payaso que es más bobo e inútil que el anterior, de una partido lleno de fascistas y corruptos, con un gobierno inútiles y mafiosos, que están hundiendo a los ciudadanos en la más absoluta de las miserias, en esta especie de Roobin Hood a la inversa, y conduciendo al país en los periodos más oscuros de su historia.

  4. Carta personal desde el Camino.
    Y digo yo. Especifica en qué te disculpas para poder ponerte la reparación dado el propósito de la enmienda.
    Como guinda de embajadas de mi país, me representas. Si tuviera mucho dinero lo invertiría en denunciarte ante las naciones unidas.
    Has de reparar el ejemplo, y la solidaridad de nuestro pueblo, con el hambre propio y se espanta de horror ante el de esos países. Si realmente lo sientes y para que no se repita, has de hacer servicios sociales acordes a tu rango Devuelve los 30.000 € a las ONG de tus conciudadanos en forma de nutrientes conservados llevados por tí sin protocolos. Más el compromiso de mantener la cantidad de proteína, el peso que compense el tamaño de la que se llevó por años en cacerías. Que se restó a estómagos agonizantes. desperdicio en los recursos empobrecidos de esas zonas. Viva con los cooperantes y enseñe a su hijo la faz del mundo perdidos con la tribu, en protocolo y consumo local.
    Todo con sueldo propio, por supuesto. Sin cargarlo a nuestros recortes y pre-co- y sobres-pagos; que aquí cuando quiera también hay miseria; puede compartir con el hambre y las tríbus urbanas de tantos desahuciados por el puto codicioso concepto “Capital”.
    Vd sabe de qué hablo si es que sabe lo que en esencia es un regente. Se lo recuerdo: su función es un arquetipo de poder que solo se mantiene por el actuar en beneficio del pueblo. Una guinda nostálgica de imagen de imperios,
    Y mientras el pueblo padece no esta la cosa para que que la guinda de este pastel que se descubre por mil flancos agusanado. Se vaya a hacer sus conquistas nostálgicas en guerrillas con especies y otros “raros y perturbados placeres” Acabe con el comercio de especies … o cómase enterito cada cosa que caza.
    Proteja la génealogia e inculque la justa distribución. Deje en paz a las especies…
    Y si vd no cambia la suya con claridad, no puede representarme ni mostrarme los valoresi de mi especie.
    Me siento tan defraudada que puedo expresar ya que hace muchisimo tiempo que como a tantos no nos interesa, no necesitamos ninguna guinda que represente nuestros valores nobles. Los discípulos han superado al “maestro”…
    Los jóvenes con los mayores se lo mostraron en el Agora de las que vds desean aún polis. Ellos mostraros su arrojo en mostrar otros modos de Solidaridad, Respeto, Esfuerzo, Justicia y Honestidad.
    No les enseñemos a perpetuar la élite de lucrarse de viejos errores trasnochados.

  5. Muy bien redactado, da gusto leer entradas de blog escritas tan fina y delicadamente. Por lo demás, suerte en tu cruzada y ójala te comas unas buenas migas con Felipe.

  6. El otro día en el trabajo un compañero que siendo estrictos Felipe debería haber renunciado a la corona al casarse con Letizia; al igual que en su momento hizo el príncipe de Gales (tío de la actual Reina el Reino Unido); así que considerando que ya tuvo una buena oportunidad para haberlo hecho, complicado que lo vaya a hacer “ahora”.

    Lo que sí es cierto es que deberían pensarse en dejar la monarquía una vez el Rey muera o abdique, tanto hijos como nietos han tenido la posibilidad de recibir una educación mucho mejor que la que hemos tenido la gran mayoria, así que ya parten con gran ventaja. Pero aún así todo tiene más bien pinta que o por algún capricho del destino la diñan todos de golpe (y en ese caso ya saldrían candidatos a herederos de algún sitio) o tiene que pasar una muy gorda y muy poco deseable para que acabe el reinado.

  7. Me encanta, desde la serenidad has establecido una pautas muy razonables de como podría ser el transito a una nueva forma de gobierno donde TODA la soberanía emane del pueblo, has plasmado mi sentir.

    Si me permites una aportación, yo propondría que la figura de jefe del estado fuese por periodos de varias legislaturas (para no estar sujetas con tanta asiduidad a las urnas) y estoy seguro muy seguro que arrasaría en las urnas con mas de un 80% de los sufragios válidos

    Un saludo

  8. Me esperaba mucho más, la verdad. Si con este discurso soso, populista y tendencioso pretendes conseguir algo…

    s2

  9. No puedo estar mas de acuerdo contigo, y conociendo la cantidad de ******** que hay como políticos, seguro que sale elegido presidente…..

  10. Mi felicitacion a Ivan Rivera por su maravillosa carta ,en ella esta lo que todos queremos la desaparicion de la Monarquia,
    Viva la Tercera Republica

  11. OLEEE!!!!! Suscribo la carta al 100%, Felipe se un caballero responsable y democrático y acepta el reto, conseguirás el aplauso de la inmensa mayoría de gente de este país, que es republicana…

  12. Me alegra el concepto que planteas de patriota razonable, me alegra que alguien se moleste un poco en desmitificar las palabras y alejarlas de falsas ideologias. Yo soy monarquico, y esta carta representa totalmente el respeto y la elegancia con que se deben hacer las cosas. Bravo por ti , amigo.

  13. yo también he tenido siempre la secreta esperanza de que Felipe sea el que termine con este absurdo de la monarquía.

  14. Ufffffff q pereza. Y debería ser un sujeto tan patético como Zapatero presidente de la república de españistan????

  15. Yo propondría una dictadura comunista para ver si se arreglan necios como el del blog. Al estilo de china o corea del norte.

  16. Traducción aproximada.-

    Estimado Sr. Felipe:

    Soy un lego que tiene un blog que lee mucha gente, y por lo tanto se cree en condición de emitir cartas abiertas que leerán todos menos sus destinatarios, entre los cuales se hallarán obviamente personajes dignos de mi grandeza.

    Oviando lo inútil de la presente, he venido a decirle lo que debe hacer, qué diantre, lo que debe hacer el país entero. No me leerá (lo que no me impide dirigirme a ud. como un igual) pero si mis amigos frikis, que me alabarán y me darán muchos puntitos para menéame, y por lo tanto esta pataleta formalizada en misiva platónica tendrá sentido.

    Sin otro particular me despido cavilando acerca del próximo ilustre al que entablar en relación epistolar. Quizá Alejandro Sanz. O alguien que esté de moda en menéame y que, al dirigirme a él con ofensas camufladas de directrices, contribuya a mi auge en una comunidad de futuros hipertensos y diabéticos, lo que me reportará un placer que sin duda alguna suplirá la falta de pelo de la que adolezco.

    Un lego saludo, de un individuo que nada sabe sobre Derecho o leyes, y que sin embargo se indignará si alguien se mete en su campo (el maravilloso mundo de internet).

  17. Republica, republica…!!! Si, pero qué tipo de república?? Presidencialista o parlamentaria?? autónomica, federal o confederal?? NI LOS PROPIOS REPUBLICANOS ESPAÑOLES LO SABEN. Ademas tienen como ejemplo la II República Española (siempre sacan esa bandera) que fue un desastre y terminó en una Guerra Civil. Para un ejemplo de república la presidencialista de EEUU no?? Pero en España no estamos preparados para eso, demasiados nacionalismos… nos falta unidad de Estado para una república… es mi opinión.

  18. Muchas gracias a todos por vuestros comentarios. Lamento no poder responder uno a uno… Bueno, para ser sincero, en algunos casos no lo lamento mucho. De todas formas, si os ha gustado este pequeño ejercicio de política ficción en forma epistolar, bien por vosotros. Podéis enviarme las facturas a: 742 Evergreen Terrace, Springfield, East West Virginia, USA. Un placer 😉

  19. Utopía.
    Pero como leí en una obrita de Eduardo Galeano, la UTOPÍA se asemeja a la línea del horizonte, si caminas hacia ella, se aleja manteniendo la distancia, no la alcanzarás, ¿entonces para qué sirve?. Pues para caminar.

  20. Rápido: ¡una petición de actuable con este texto! 😐

    Y luego, ¿qué?
    ¿Convocamos una manifestación para que vayamos los 4 mataos de siempre?
    ¿Nos moveremos alguna vez fuera de la red, que es donde de verdad se consiguen las cosas?
    ¿Alguno está dispuesto a que un antidisturbios le parta los dientes por defender un cambio de sistema político?
    ¿O seguimos esperando detrás de nuestros teclados, con la esperanza de que dandole muchas veces al Me gusta, al Menealo, o lo que sea, los poderes que son se vean presionados y cambien por pura buena voluntad?

  21. “Me llena de orgullo y satisfacción”…Iván, perdona te tengo que dejar, es que me está llamando Sofía, que quiere que le cuente las andanzas de mi cacería…y como siempre le tendré que contar una trola, como os la he contado al resto de españoles y españolas. Nos vemos el día de nochebuena.
    Ah por cierto, no abdicaré. Yo agunto aquí hasta que me pongan el traje de madera. Tú por el contrario sigue hilando fino y redactando con exactitud que ya tienes un nuevo seguidor en tu blog. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s